Consejos de limpieza de comunidades

Limpieza de edificios y escaleras

Uno de los puntos más importantes a tener en cuenta en limpieza de urbanizaciones o construcciones que tienen tráfico intenso, es la limpieza y mantenimiento de espacios y alrededores de escaleras, ya que las mismas son empleadas para el paso constante, y un aseo indebido puede ocasionar lesiones o dificultad de movilidad para quienes viven o trabajan en sus inmediaciones.

El primer punto a tratar sería a quién compete este trabajo. El trabajo de limpieza de escaleras está demarcado por la zona donde se encuentren las mismas. Si las escaleras se encuentran en la zona de edificios residenciales, esta ocupación es labor del conserje; si se trata de escaleras eléctricas de un centro comercial o espacios de metro, usualmente se suele acudir a la empresa de mantenimiento que se encarga de la zona.

consejos limpieza escaleras

A continuación, daremos algunos detalles para asegurarse de que este trabajo se realice de manera correcta, sin importar de qué zona se trate.

Con qué frecuencia limpiar

La asiduidad para la limpieza dependerá de la cantidad de suciedad que se acumule en las mismas, el tráfico, o las condiciones ambientales a las que se encuentren expuestas.

Usualmente en zonas residenciales se realiza una limpieza semanal (depende de la estación del año ya que durante el otoño la demanda de limpieza es más alta). En algunas zonas de oficinas o edificios comerciales, el aseo puede llegar a realizarse de manera diaria y hasta más de una vez al día, ya que la imagen de estos se ve reflejada a través de sus instalaciones, y las demandas son altas en cuanto a pulcritud en los mismos.

A continuación, detallaremos algunos consejos que os servirán de ayuda al momento de sanear las zonas de escaleras de un edificio residencial o comercial.

Pasos a seguir

A continuación, detallaremos algunos consejos que os servirán de ayuda al momento de sanear las zonas de escaleras de un edificio residencial o comercial.

Examinar el tipo de material del cual está hecho el suelo

Si se trata de un material de porcelana, u otro pavimento delicado, el tratamiento será distinto a si buscamos limpiar un piso de asfalto o piedra. Usualmente los pisos que tienden a rayarse con facilidad, deben tratarse con materiales especiales, que garantizan su buen estado y evitan daños.

Qué vamos a utilizar para limpiarlas

Una vez conocido el material del suelo, podemos determinar qué materiales podemos usar para el aseo. Si buscamos quitar polvo, podríamos usar una aspiradora (de suelos con moquetas, parquét, o cerámicos), también podría usarse un atrapa polvo o una escoba. En zonas donde la incidencia externa es más cercana (como jardines), se deberán utilizar rastrillos o maquinas o un soplador de hojas que permita ayudar a recoger la suciedad y eliminarla de la manera debida.

Fregar escaleras a la hora a la que haya menos tráfico

Como hemos mencionado anteriormente, las zonas de escaleras son delicadas, ya que las mismas pueden ocasionar accidentes si no se tratan debidamente. Es por ello, que para fregar el suelo de escaleras de pisos donde se pueda tender a resbalar si se encuentra mojado, es aconsejable realizar la limpieza del mismo en horas donde el trafico sea el menor posible.

Además, siempre es aconsejable colocar un cartel de alerta que avise a quienes transiten por la escalera si el piso está resbaladizo para que se tenga precaución.

Más información